facebook  facebook  
    home   novedades   colaboradores   contacto
 
 
 
 
 
 
 
 
7/2/1985 . Para Ramos, Alsogaray es el representante de los intereses extranjeros. por Revista 7 Días


Perfil

–Periodista: Señor Ramos: ¿el ingeniero Alsogaray y usted son meros adversarios políticos o son enemigos?

–JAR: Alsogaray es, a mi juicio, un representante de los intereses de las grandes empresas multinacionales, que no son solamente succionadoras de las riquezas de nuestro país sino de las del mundo entero.

– ¿Martínez de Hoz era alumno de Alsogaray o eran condiscípulos de la misma escuela?

–Seguramente ellos tendrán sus "diferencias personales", pero desde el punto de vista del pueblo representaron intereses similares. Nosotros tenemos una inmensa legión de "expertos en finanzas que no saben nada de economía", y sólo tienen conocimiento de las "artes monetarias".
El liberalismo, que comenzó siendo hace 200 años la expresión de los sectores mundanos que querían abrir a la humanidad el camino del desarrollo de las fuerzas productivas, se transformó en el liberalismo imperialista que aplasta a los pueblos débiles. Y que goza del poder mundial hasta el extremo que ha arrojado la bomba atómica.

–Alsogaray insiste en que "no somos Tercer Mundo, somos país civilizado"

–Con esto Alsogaray pretende decir que los países del Tercer Mundo son bárbaros. Es una actitud que comienza con Sarmiento y que continúa en nuestra época con el prejuicio racista de considerar a los peronistas como negros despreciables. Alsogaray cree que yo digo disparates. Es lógico. Para los que colocan el dinero a intereses siderales, cualquier fórmula que propugne que la economía argentina debe argentinizarse y que los bancos y financieras deben estatizarse, es un disparate.
Lo que ocurre con los grandes defensores del imperialismo occidental, como Alsogaray, es que tienen un criterio hostil hacia los países que desarrollan formas defensivas contra su avance. Y la forma defensiva más elemental frente a los monopolios extranjeros es el desarrollo de las empresas del Estado (que muchas veces funcionan en forma ineficiente). Alsogaray no habla mal de la "patria financiera" porque él forma parte de ella, en tanto él defiende la orientación que privilegia el papel de la moneda con respecto a los recursos productivos. Algo tiene que ver el liberalismo desenfrenado con los resultados catastróficos.


Febrero 1985

 
 
Instituto Nacional de Revisionismo Histórico Argentino e Iberoamericano Manuel Dorrego
Rodríguez Peña 356 - CP (C1020ADH) Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina - Teléfono: +54 11 4371 6226